Importancia de la vacunación antiinfluenza y pneumocócica en el adulto Mayor

Salud y Medio Ambiente
Download PDF

A medida que envejecemos se incrementa la susceptibilidad a las infecciones, a causa del envejecimiento del sistema autoinmune, y si  consideramos que actualmente la proporción de adultos de la tercera edad está aumentando, resulta necesario trabajar en la prevención.

 

Es así como el adulto mayor tiene una alta probabilidad de desarrollar enfermedades respiratorias como la influenza y neumonía. Ambas patologías respiratorias son motivo de frecuentes consultas ambulatorias,  incrementadas durante el invierno y es causa de ingreso a los centros hospitalarios, en especial de la población mayor de 65 años.

 

Una de las estrategias que el  Ministerio de Salud  ha creado para prevenir estas enfermedades en el adulto mayor es la administración de vacunas. Estas son medicamentos biológicos que aplicados a personas sanas provocan la generación de defensas que actúan protegiéndole ante futuros contactos con los agentes infecciosos, evitando así, la enfermedad.

 

El llamado es entonces a participar de la campaña que desarrolla el Ministerio de Salud, dado que la vacunación es la principal medida para prevenir la influenza y neumonías para reducir el impacto de las epidemias,  ya que  la inmunización genera una protección de un 90%. En el caso del adulto mayor,  la vacunación reduce la morbilidad y mortalidad asociada a la influenza en un 60% y 80%, respectivamente.

 

Un elemento adicional que explica la importancia de la vacunación en los adultos mayores es la gravedad que en ellos tienen algunas enfermedades crónicas hepáticas, renales, pulmonares, cardiacas que hacen necesario prevenir infecciones por neumococo o la gripe, causantes con frecuencia de complicaciones o de que se agraven las enfermedades crónicas, a esto se suman determinantes socioeconómicas y de calidad de vida que condicionan estados de vulnerabilidad en el adulto Mayor.

 

Por: Jorge Huequeman M.

Print Friendly, PDF & Email